Valverde futuro negro
@Suport1899

BARCELONA. Mucho se habla del futuro incierto a corto plazo de Julen Lopetegui en el Real Madrid, pero el de Ernesto Valverde a medio plazo en el Barça no le va a la zaga. Pinta de color negro. El extremeño acaba contrato a final de esta temporada, aunque hay una cláusula de renovación automática si ambas partes así lo desean. Pero a día de hoy no está garantizado. Hay un cierto distanciamiento en los dos sentidos. 



Pese al doblete del pasado curso, la plana mayor de la cúpula azulgrana no perdona la debacle de Roma. Es el punto negro de su gestión. También se le critican sus planteamientos en determinados partidos. Mientras, el técnico no ha digerido que no se le tengan en cuenta sus peticiones. Sin obviar el titubeante inicio de curso salvado por la crisis en las que está inmerso el Real Madrid algo que taponado la hemorragia tras tres partidos sin ganar (Leganés, Girona y Athletic).

Su distanciamiento con la directiva es palpable. Valverde solo ha pedido dos fichajes y no se vio correspondido. En vez de que llegasen Iñigo Martínez y William lo hicieron Yerry Mina y Malcom. Uno ya no está y el otro no entra en sus planes.

También hay que poner en la mesa sus más y sus menos con Leo Messi. Además, el extremeño se siente solo. Su relación con Pep Segura, mánager general del Barça, es muy fría. Sus planteamientos no están en la misma sintonía. Ahora, tienen un pulso. El técnico ha pedido un central en enero por las lesiones de Umtiti y Vermaelen y la respuesta que ha recibido es que mire a la cantera. Los resultados tienen la palabra, pero a expensas de cómo acabe la temporada, todo pinta de color negro sobre su continuidad. Por otro lado, dentro del club hay dudas sobre si renovará y sobre si acabará la temporada.

Mientras, Eric Abidal, director deportivo azulgrana, declaró en los medios del club que “no van a presionar a Valverde”. Pero a la espera de la decisión del técnico sobre si acepta seguir ya comienzan a empezar a sonar posibles sustitutos en el banquillo: Quique Setién y Jordi Cruyff.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here